EL DERECHO A LA MOVILIDAD POLÍTICA DENTRO DE LA DEMOCRACIA.

Soy sobre todo, “casi” nada de los primeros y “casi” todo de los segundos, pero en ese “casi soy”, es donde se encuentra más del 90% del país. 

 Éste es un derecho natural en las sociedades avanzadas; es algo de lo que no se habla, no se discute, ni existe como debate en las sociedades democráticas; pero en nuestro El Salvador, ser parte o miembro de  alguno de los dos partidos y moverse (cambiarse), es el pecado más grande del mundo. Es el acto más aberrante que puedas cometer contra tu familia, tus amigos y tu “clase”. Por lo anterior, voy a comenzar por esos que piden que no hables de divisiones sociales, ni que hables de clase porque si lo haces, eres comunista.

 El Salvador, ese país que es el nuestro por circunstancias propias del proceso de colonización, ha sido estructurado por una “clase” dominante, la cual no es, ni pura sangre, ni legítima, es simplemente una “clase dominante”. Por avatares del destino, por esfuerzo, por suerte, pero en resumidas cuentas, así es. Una clase que ha sido dueña del país por más de 200 años, adquirió las tierras, la agroindustria, la industria y el capital, y hasta hace 25 años, los servicios (telefonía, energía, banca, procesadoras, etc).  Pero eso no fuese nada, sino hubiese adquirido lo más importante, la joya de la corona: “el poder político”.

 Son, generalmente, descendientes de inmigrantes; en su mayoría “buscadores de fortuna y fracasados en sus países”, unos buenos, otros malos, rubios, blancos, y llegados de Europa. Llegaron con un mano por delante y la muda de ropa por detrás, y con la gracia del conocimiento de las potencias desarrolladas. Alteraron el  orden existente, pusieron cercos, leían y escribían, sumaban,  restaban- muy mal por cierto, y aprendieron lo peor: a “multiplicar” con maña. Gracias a esta clase, nos convertimos en  amañadores, tenedores de cerco que dijeron esto es mío y de nadie más, se inventaron las Gobernaciones, los puestos de gobierno y todas las calamidades de las que ahora padecemos. Yo no soy indigenista, ni me conmuevo con los cuentos de Atlacatl y de los indios, yo prefiero los cuentos de la “Alhambra”, pero reclamo porque no  pensaron en lo social, en el indio, en el campesino, en el que les dio la riqueza. Lo trataron como agente de la producción. Esto ya es parte de nuestra historia y de nuestra realidad.

 Eso que le hicieron al país, no devolverle nada a la gente que les dio todo, es lo que ahora los tiene “hereditariamente jodidos”  en el gran problema nacional;  se creen con derecho natural sobre el país, se creen clase dominante, la cual ejerce a través de una sola realidad: el poder del dinero.

 Pero el país no se queda atrás con su contraparte- aquellos quienes se auto proclaman, permanentemente, herederos de  aquellos a quienes le robaron. Los que, históricamente, son víctimas de los atropellos, pero qué a través de los años, no han hecho nada por educarse y educar a los que dicen representar. Son los que llenan de odio, de rencor y resentimiento a los demás. Son los que quieren todo sin hacer nada, los que nada tienen, y que sin esfuerzo no lograrán tener nada.

 La historia nos brindó la oportunidad de la paz, pues vivir del resentimiento social es lo peor que le puede pasar a una sociedad. Hay algunas personas que no valoran lo que significaron los ríos de sangre en los que ahora surfean su poder, sin entender que el navegar por los mares de la paz y la reconciliación fue lo que debieron hacer.

 He tratado en seis párrafos de retratar escuetamente la realidad, esta realidad que los va a rebasar a ambos. A los primeros, que pretenden reivindicar su “herencia natural”,  el país les demostrará que ya no son dueños de El Salvador, que son simplemente agentes económicos, y que sus hijos y sus hijas se casarán, tarde o temprano y por su propia voluntad, con gente del país, ya no aceptarán matrimonios arreglados.

A los otros, sus retoños les enseñaran que educándose y siendo mejores lograrán mejores ingresos, mejores niveles de vida, sin dogmatismos, sin rencores, sin divisiones de clase, porque se enamorarán y se casarán con las hijas o hijos de quienes tanto odiaron y quisieron destruir.

 Ese es el país paralelo, el que se va a imponer, más temprano que tarde, el que se va erigiendo, el que camina silencioso, el que ya se cansó de ambos……..el que se hartó de la vieja política.

 Existe un paso natural que debemos de comprender: Ya las izquierdas no son tan absolutas, ni las derechas son tan dominantes.  Vivimos en un país donde quien pudo ser el más izquierdista, se mueva hacia el centro; y el que es más derechista, se gire un poco a la izquierda,  y ambos coinciden. A esto se le llama el “derecho democrático a estar donde a uno le parezca mejor”. Es allí, en ese estado de encuentro, en esa otra esfera de la política, donde el país se va a sentir mejor.

 Soy sobre todo, “casi” nada de los primeros y “casi” todo de los segundos, pero en ese “casi soy”, es donde se encuentra más del 90% del país.  Respetemos lo que fuimos, lo que somos y sobre todo lo que podemos ser; sobre todo, seamos salvadoreños.

 Si eras de ellos y hoy eres de otros, eres parte de esta sociedad; si eras de otros y hoy eres de ellos, eres parte de esta sociedad;  si no eres ni de uno, ni de otro, también eres parte de este nuestro país.  Señores,  con el respeto que me merecen, la cosa ya no es entre dos, ya es de tres!!!!!

Gracias a Dios, podemos escribir estas líneas sin temor, ni miedos; el país ya no está para eso. Logramos adelantar los tiempos de nuestro destino a través del diálogo, de ceder cada quien  algo, del entendimiento, del privilegio de la razón; en fin, en el acuerdo.

El tiempo de los que queremos a El Salvador ya llegó!!!!!

 P.D.: Ya no son dueños de El Salvador, El Salvador es de todos.

Acerca de Walter Araujo

Político de derecha. Nació en San Miguel, El Salvador el 21 de Sep. de 1964. Hijo de maestros; formado desde sus estudios básicos en el Instituto Católico de Oriente - Hermanos Maristas de San Miguel. Casado; orgulloso padre de 4 hijos. Miembro de Alianza Republicana Nacionalista desde su fundación hasta el 26 Septiembre del 2013. Candidato a la Alcaldía de San Salvador por GANA (2015), Magistrado Propietario en el Tribunal Supremo Electoral (2009-2014), Presidente del Tribunal Supremo Electoral (2004-2009), Presidente de UNIORE y Presidente del Protocolo de Tikal (2005-2006). Presidente (2001-2002), Vicepresidente (2000-2001, 2002-2003) y Secretario de la Junta Directiva de la Asamblea Legislativa (1994-1997), Presidente de Foro de Presidentes Legislativos del Caribe y C.A. FOPREL (2001-2002). Jefe del Grupo Parlamentario de Arena (1997-2000), Presidente (2001-2002) y Director de Información de Arena (1995-2000), Diputado por 3 períodos legislativos durante (1994-2003), Secretario de la Comisión de Diálogo del Gobierno de El Salvador (1990-1992), Miembro de la Comisión para la Consolidación de la Paz COPAZ (1992-1994) y Miembro de la Juventud Republicana Nacionalista desde su fundación. Estudios Superiores en Jurisprudencia y Ciencias Sociales en Universidad José Matías Delgado. Cursos de Especialización en Derecho en la Universidad de Salamanca, Cursos de Administración y Gerencia Política en el INCAE. Graduado del Official Candidate School OCS en Fort Benning, GA (1982). Graduado del Curso de Guerra Política, Fu Hsing Kang, República de China (1990). Oficial Mayor de la Asamblea Legislativa (1987-1990) y Jefe de Operaciones en el Consejo Central de Elecciones (1985-1987).
Esta entrada fue publicada en Debate Político, Filosofía Política, Política. Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a EL DERECHO A LA MOVILIDAD POLÍTICA DENTRO DE LA DEMOCRACIA.

  1. Carlos Puerta dijo:

    Totalmente de acuerdo con Walter, comparto su posición. En el país nos han y hemos acostumbrado a seguir un partido por tradición familiar, es decir que a “huevo” hay que seguir x o y partido y de no hacerlo, se nos ve como los villanos y hasta rebeldes, debemos elegir un partido en el cual nos sintamos representados por su dirigencia y no que no solo nos busquen en campaña, no debemos votar por imposición o por tradición, hay que votar por convicción, algo que a mis 38 años alcance, el problema es que la inmensa mayoría envejeceran siguiendo como veletas a x o y partido

  2. Maria Elba Rodas dijo:

    Todos los seres humanos son lo suficientemente inteligentes para entender cómo se explota a los animales, vacas, cerdos, conejos, gallinas, peces, abejas, la lista es interminable. Sabemos también que los animales no son conscientes de ello, no reconocen que tras nuestros cuidados hay un propósito bien definido que se desarrolla por fases hasta alcanzar un objetivo.
    Sin embargo pocos individuos pueden comprender que el hombre es otro animal, el más productivo y que también es utilizado sin ser consciente. Pocos atisban que quizá sean un rebaño de ovejas manejado en interés de unos cuantos, no perciben que detrás de cualquier suceso hay un plan definido con un objetivo preciso, al Igual que una oveja no entiende por qué se la lleva a un pasto, esquila, cerca, ordeña, transporta o marca, simplemente aceptan que su existencia es así.
    Las ovejas creen que su líder es el perro, es quien las controla, dirige, intimida y usa la violencia si es necesario. Jamás sospecharían que aquel sujeto al que llamamos pastor, que las desenreda de la alambrada, cuida sus partos y hasta les pone un nombre o las acaricia, es el verdadero artífice de su destino. Son incapaces de concebir que el perro está a su servicio y le obedece, de lo contrario no estaría allí. Ni entender que para el pastor son mercancía y que cambiará de perro cuando le interese. No imaginan que existe una agenda diseñada en provecho propio que establece un momento para engordarlas y otro para sacrificarlas.
    Si el rebaño de hombres entendiera esto, no se extrañaría del comportamiento de los políticos y sabría que no importa demasiado si son blancos o negros, grandes o pequeños, fieros o mansos, lo esencial es que obedecen al pastor. Comprendería también porqué ocurren las crisis y quién sale beneficiado, entendería la razón de cada una de las medidas que se toman y sabría integrarlas en el plan general del pastor. Podría anticipar sus movimientos y no se asustaría de las carreras y balidos de sus congéneres. Sabría como actuar.
    Hay ovejas negras, un poco diferentes, que sienten que se puede vivir sin perro y sin pastor. Cuando las demás descansan observan. Ellas no entienden que es el conocimiento, no pueden vislumbrar que el pastor valora una propuesta en la que se ofrece un nuevo sistema de control del rebaño mucho más efectivo, el perro tampoco concibe que tiene los días contados, porque lo que el pastor estudia es la invención de una tecnología que hará el trabajo del perro y mucho más. Le indicará donde están las ovejas, cuando nacieron, quienes fueron sus progenitores, cuanto pesan, cuanto valen, que tratamientos han recibido, de que categoría es su leche, lana y carne, y hasta podrá dirigirlas con sofisticadas técnicas que dejarán al perro sin función.
    Ninguna de ellas puede entender que los pastores han concluido que hay sobreproducción y que se están agotando los recursos. Para solucionarlo han decidido fusionarse y racionalizar el sistema aplicando las nuevas tecnologías existentes. Las ovejas sienten que viven tiempos raros pero no entiende qué está pasando.
    Hay muchos niveles de realidad, los que están en uno superior manejan con facilidad los inferiores, para los que están en el inferior es imposible conocer los superiores.

  3. Luis Calero dijo:

    sus valoraciones históricas son muy mecánicas, y claro está muy desprovistas de sentido de rigor, lo se, que esto no es un discurso académico, sino político y he allí el problema, hacer política con poca academia nos da como resultado muchas cosas, entre ellas populismo, nótese que no le acuso de algo, sino señalo la presencia de esos males de la política.
    No hay duda en que la “movilidad política” como la define, es producto de las acciones propias del sistema, así por ejemplo la movilidad social sería una pareja esencial de la política en estos sistemas, pero allí la trampa este sistema en el cual “Los que, históricamente, son víctimas de los atropellos, pero qué a través de los años, no han hecho nada por educarse y educar a los que dicen representar. Son los que llenan de odio, de rencor y resentimiento a los demás.” no es nada más que una reproducción de las condiciones económicas, es decir las desigualdades y las injusticias son producto histórico de este sistema, al cual no se puede obviar sin obviar al sistema mismo; si ya no es parte de la otrora dirigencia de ultraderecha y está a favor de crear, generar algo nuevo, bueno sería que no solo invitáramos a dejar las antiguas manías de la derecha, que usted no puede negar, sino que también a denunciar esas prácticas del pasado desde nuestro presente, más que como una acción de revancha o sorna provista del “les tengo contadas las costillas” como un acto de certidumbre al momento de construir “algo nuevo”

  4. Alberto Torres dijo:

    Esa es la Pura Realidad ya El Salvador desperto y esta cansado que solo para las Elecciones los Primeros se asercan al pueblo y una vez logrado el objetivo empiezan a Privatizar todo para enrriqueserce y luego nos dan el tiro de gracia con Proyectos en los que no les interesa la opinion del pueblo (ejemplo el Dolar) .
    A llegado el momento de votar por lo segundo y no es la Izquierda sino el unico partido con sentido Humano que fue una de las razones de su expulsion solo por pensar en el pueblo lo consideraron isquierdista.
    Ese es el pensar de ellos cuando se quiere ayudar al pueblo.

  5. Juan Carlos Juárez dijo:

    “Gracias a Dios, podemos escribir estas líneas sin temor, ni miedos; el país ya no está para eso”. Lo podrá decir usted señor Araujo, a usted lo protege el PPI; pero quien protegía a los empleados de Pro-Búsqueda cuando fueron atados y quemaron los archivos comprometedores. La derecha que usted tanto defendía sabe de esos movimientos. Como supieron antes de los movimientos cuando asesinaron a los sacerdotes Jesuitas. Y como ciudadano leal al pueblo salvadoreño, que es en lo que usted pretende convertirse, debería decir todo lo que usted sabe de dichas atrocidades. Pues “Gracias a Dios puede escribir sus lineas sin temor, ni miedos”

  6. Iban O Venian dijo:

    Felicitaciones Don Walter, un Excelente artículo con un cierre de película… “Ya no son dueños de El Salvador, El Salvador es de todos”… por lo tanto, no pueden recuperar lo que no es de ellos… Muy bueno el enfoque que le da a la forma en que esos extranjeros vinieron y se “adueñaron amañadamente (a puras vivianadas) de El Salvador”, no queda duda que así han venido procediendo hasta fechas recientes, ya sea por medio de enajenar desde puesto en el gobierno, de gremiales (mobs) empresariales y organizaciones no gubernamentales… Lo bueno de todo esto es que “Al final el sol siempre alumbra para todos.”

    • Juan Carlos Juárez dijo:

      Me pregunto si cuando dicen “Al final el sol siempre alumbra para todos.” Se refieren al Sr. Billy Sol Bang???

      • Iban o Venian dijo:

        NO rotundamente NO… ese sujeto solo alumbra para si mismo y para los de su calaña… EL SOL (el astro, la estrella de este sistema planetario) es el que emite la luz que alumbra para todos los que habitamosla tierra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s